jump to navigation

Dia 7 (24 de Enero del 2010) 25 enero, 2010

Posted by haegeth in Crónicas de una aventura.
trackback

Ahhhh el dia amaneció super frio, y algo nublado, pero lo suficientemente agradable como para permitirnos un ultimo recorrido por los museos  antes de emprender el regreso a Charlotte.

Mi prima manejó asi que fue toda una aventura jejeje. Pero a final de cuentas encontramos un excelente estacionamiento y muy muy cerca del Smithsonian Aircraft and Space Institute y del National Museum of Natural History, los cuales eran los dos principales que yo queria ver, asi que fuimos. Ambos museos estan muy interesantes y tome muchisimas fotos, es una pena que mi vuelo saliera a las 8 de la noche, ya que de Washington al aeropuerto de Baltimore se hace como una hora, mas el trafico mas el tiempo que tienes que estar antes para revision y demas cosas.

Para esto, salimos justo a las 5 del estacionamiento y ya con prisa para llegar a tiempo a tomar el vuelo. Mi prima ya iba un poco histerica jejeje, como si fuera ella la que iba a perder el vuelo. Cabe mencionar que mi prima estaba super encabronada con su marido, porque en vez de andar con nosotros prefirio irse a tomar una chelas con un amigo suyo y ver una serie de partidos de futbol, de lo cual yo no lo culpo, despues de todo la visita era de su mujer, mi prima, asi como diciendo ‘es tu perro, bañalo como puedas’.

Ademas, quiero comentar que las calles de Washington son un poco confusas y es facil perderse…. como lo hicimos nosotros perdiendo casi 45 valiosos minutos. Mi prima, entre histeria contenida y palabras ya golpeadonas, le pidio indicaciones por telefono a su marido, el cual pacientemente nos proporcionó😛

Unas cuantas gotas de lluvia nos acompañaron camino al aeropuerto, y otro auto, al pasar por un charco nos mojo el parabrisas mientras ibamos a entrar al highway y con mi prima media histerica y con el telefono en mano. Yo sinceramente pense que ibamos a dar un madrazo con otro carro, pero no, por fortuna, seguimos sin mayor contratiempo.

Por fin llegamos a Baltimore, y mi vuelo aparte de todo tenía media hora de retraso, asi que fui a comer un delicioso orange chicken en un local del aeropuerto.

A jijo de su…. nunca me habia tocado un vuelo con tantas turbulencias y bajones subitos, y despues de los sucesos del dia la verdad si iba un poco estresado y nervioso, razon por la cual me senti sumamente feliz de tocar suelo sano y salvo en Charlotte.

Tendría que tomar taxi, not a big deal, pero justo al abordarlo comenzó a caer una lluvia tan copiosa que no se veia nada a traves de los vidrios; gracias a Dios que el conductor era bueno y con experiencia, ya que fue gracias a esto que llegue sano, salvo y semiseco al hotel.

Que dia tan interesante, y que mejor forma de coronarlo que con una chelita y un cigarrito mientras estas dandote un baño caliente en la tina…

Comentarios»

No comments yet — be the first.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: